Honor se ha caracterizado por presentar smartphones de altas prestaciones a precios asequibles para todos los usuarios.

 

Los dispositivos de la marca se destacan por contar con excelente desempeño en términos de cámaras, batería de larga duración y otros componentes de gran calidad. El sistema GPU Turbo, incluido dentro del Honor 10 Lite, Honor 8X y Honor 7X, ofrece una experiencia de juego más estable sin sacrificar el rendimiento y duración del smartphone.

 

¿Para qué un Smartphone de altas características?

 

La suma de estas características ha beneficiado a la comunidad gamer, que ha encontrado en Honor una marca ideal para disfrutar de una excelente experiencia de juego y un rendimiento ideal, para cualquier tipo de plataformas de entretenimiento on y offline. Entre los grandes avances ofrecidos por Honor, destaca el desarrollo del GPU Turbo,  encargado de reconstruir el marco tradicional del procesamiento de gráficos en el sistema de capa inferior, lo cual se traduce en imágenes con menor latencia, para un mejor desempeño en los videojuegos.

Con este sistema, la marca ha logrado mejorar la eficiencia del procesamiento de gráficos en un 60 % mientras reduce el consumo de energía en un 30 %. Así, los usuarios acceden a una experiencia de juego más estable con una velocidad de cuadros más alta; sin sacrificar el rendimiento y duración de la batería de su smartphone.

 

Procesamiento de alto desempeño

 

Con este sistema, los usuarios son capaces de explotar toda la capacidad del sistema de chips de la serie Kirin 710, el cual es un procesador de 8 núcleos que se encuentra en gran parte de los equipos Honor, y que garantiza un rendimiento óptimo a la hora de enfrentarse con videojuegos de altas exigencias. Con esta suma de propiedades, Honor demuestra ser una marca que se adapta rápidamente a las necesidades del mercado, ofreciendo un equipo versátil para los usuarios más exigentes.

Facebook
Instagram
Twitter
Share This